Giro Estratégico

pdf

 

Toda organización es una forma de distribuir poder, y el comando de Frei no es la excepción. La organización de una campaña consiste en la movilización de recursos de poder orientados a triunfar sobre el adversario. Pero también es una competencia entre quienes habrán de poner a prueba sus talentos y habilidades para ocupar las futuras jerarquías de autoridad.

 

Vista así, la arquitectura general de la campaña de Frei es un anticipo de lo que será su gobierno. Tras su aparente complejidad puede advertirse una inteligente combinación de activos políticos que, conforme a las circunstancias, todavía tendrá que ensayar ajustes y acomodos. Lo esencial es que Frei —aventajando en esto a Piñera— ha instalado a los principales protagonistas de su campaña: los partidos, los parlamentarios, los circuitos académicos cercanos al Gobierno y los elencos de independientes.

 

¿Cuáles son las razones de esta decisión? El próximo Gobierno no puede sino proyectarse a partir de los logros y desafíos de la actual administración. La popularidad de la Presidenta no sólo revela los aciertos de su política social, sino que muestra las claves para el resurgimiento y revitalización de las prácticas, estructuras y métodos de la Concertación. La presencia de técnicos e intelectuales comprometidos con los gobiernos precedentes, amén de aportar experiencia, debería contribuir a la progresión y coherencia de las políticas públicas con arreglo a derechos y garantías.

 

Por otra parte, el venidero no puede ser sino un gobierno de coalición, o sea, uno apoyado en los partidos políticos. Los partidos poseen implantación territorial, y son las únicas entidades constitutivas del comando que trascenderán la coyuntura electoral. De ellos se espera que den soporte y estabilidad a la gestión gubernamental. En cuanto a los parlamentarios y candidatos, su vínculo privilegiado con el elector los convierte en motores insustituibles de la campaña y, ya investidos como senadores y diputados, en aliados fundamentales para el éxito de las reformas anunciadas por Frei.

 

Sin embargo, es la incorporación de los independientes en la cúspide de la organización, el giro estratégico más importante inducido por Frei. La ecuación es simple; cuanta mayor sea la apertura hacia quienes no hacen vida partidaria, y cuantas nuevas alianzas se forjen con el mundo social, más nítido será el sello nacional y popular de su mandato. Por cierto, no todo está en sus manos. De los partidos depende la eficacia del diseño propuesto. En las colectividades reside la voluntad de liberar funciones y facultades operativas para lograr una dirección ejecutiva, coordinada, reconocida y eficiente de la campaña.

 

Con todo, este avance comporta nada más que una racionalización del poder. Otra cosa es explicar a quién sirve y cuál es su finalidad. ¡Sólo el mensaje y el liderazgo pueden desentrañar el sentido de la tarea y despertar una poderosa motivación para la acción! Luego, ¿cuál es el mensaje para los tiempos de incertidumbre? Uno que aleje el temor al futuro redivivo en los riesgos de desempleo, recortes salariales, dificultades para acceder a prestaciones de salud, inseguridad alimentaria, problemas para pagar viviendas y servicios de agua, electricidad y combustible; interrupción de los ciclos educativos, alzas del transporte público, endeudamiento y quiebra. ¿Cuál es el genuino liderazgo? Aquel que prometa seguridad y protección, y cuyo talante sea confiable a los ojos del país.

 

Giro estratégico

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: